District Heating: ¿qué es y cómo funciona? | Alfa Laval

District Heating: ¿qué es y cómo funciona?

El district heating es el sistema de suministro de agua caliente sanitaria y calefacción, energéticamente eficiente y respetuoso con el medio ambiente. El calor generado en la central térmica se distribuye a varios edificios a través de las tuberías. Dicho calor se obtiene a partir de una amplia variedad de fuentes, como la combustión de petróleo, gas natural, biocombustibles o energías renovables. Una gran empresa de energía dispondrá de 6 a 8 fuentes de energía que se pueden combinar y utilizar en función de sus prioridades (coste del combustible, emisiones, etc.).

district heating 640x360

La posibilidad de utilizar calor residual de la industria, calor excedente de incineración, procesos industriales y alcantarillado, de plantas de calefacción de propósito específico o de las plantas de generación conjunta en el district heating, hacen de él una elección flexible y eficiente energéticamente. Puede optimizar los costes en función del cambio de precios, además de proteger al máximo el medio ambiente.

 

Para el consumidor, el district heating “o de comunidad” supone terminar con los problemas a la hora de recibir energía. Las fuentes de energía de un sistema de district heating o “de comunidad” son más prácticas y eficaces que los pequeños sistemas de calefacción individuales. Las técnicas de combustión y de purificación de los gases de escape disminuirán el impacto negativo en el medio ambiente.

 

Los intercambiadores de calor de placas y los sistemas de intercambiadores de calor (subestaciones) desempeñan un papel importante en la eficiencia en la transferencia de calor entre los dos sistemas para poder proporcionar agua caliente sanitaria y calefacción a los usuarios finales. Las subestaciones y los intercambiadores de calor de placas de Alfa Laval proporcionan la solución idónea para los sistemas de district heating en el mundo de hoy en día.

 

En la actualidad, Alfa Laval ofrece diferentes tipos de intercambiadores de calor de placas y subestaciones para aplicaciones de calefacción de distrito y de comunidad.

Ahorro de energía en district heating

Hoy en día, el sistema de district heating está pasando de estar controlado por la producción a estar controlado por la demanda. En un sistema controlado por la producción, la planta de producción regula el volumen de calor que se proporciona a los residentes.

 

Los usuarios no disponen de medios técnicos para regular el calor que se alcanza en el interior de sus apartamentos, dado que la temperatura del sistema solo se puede regular desde la fuente de calor. En un sistema controlado por la demanda, cada edificio cuenta con una subestación individual equipada con un sensor de ambiente exterior.

 

El sensor y el equipo de control ajustan automáticamente la temperatura de suministro, teniendo en cuenta las necesidades específicas de calefacción del edificio. De esta manera, la subestación tomará de la red únicamente el calor necesario. Además, una regulación precisa de la temperatura ambiente significa que la diferencia entre las temperaturas de suministro y de retorno se puede ampliar.

 

Por tanto, las dimensiones de las tuberías pueden reducirse y así ahorrar en costes de inversión y de bombeo. Se ha demostrado que una subestación en cada edificio (incluso en cada apartamento) proporciona los mejores resultados permitiendo el control individual y un ahorro superior.

Diagrama en el que se muestra cómo funciona el district heating y cómo el calor se reparte a lo largo de todo el edificio

Optimización y funcionamiento de todo el sistema

El district heating debe contemplarse como un sistema total y, como todos los sistemas, requiere de un enfoque holístico: optimización y funcionamiento de todo el sistema y no solo de determinadas partes. Es fundamental para el district heating disponer de productos y componentes del sistema que trabajen a la perfección tanto de forma con junta como individual.

 

Estrategia

  • Instalaciones de doble tubo.
  • Eliminación de las fugas de tuberías y de agua malgastada.
  • Una subestación en cada edificio.
  • Cada edificio necesita su propio contador.
  • Contadores de energía individuales para cada apartamento.
  • Conexión de los district heatings a las principales redes de la ciudad.
  • Análisis de suministro de energía opcional.
  • Eficiencia individual de cada edificio.

 

Evitando que el calor residual se desperdicie.

En muchas empresas e industrias existen fuentes de calor residual o sobrante desaprovechadas. Este calor se puede encontrar de muchas formas, ya sea en forma de vapor que se libera a la atmósfera o en forma de agua caliente que se vierte al mar. Mediante la utilización del calor residual en los district heatings, el mismo combustible realiza un doble trabajo y, por tanto, se duplica la eficiencia energética. En las centrales eléctricas, las refinerías de petróleo y los procesos industriales se pueden observar enormes pérdidas de calor. Gran parte de este calor se puede recuperar y distribuir mediante los district heating para suministrarlo en edificios residenciales. Los sistemas de district heating proporcionan la carga de calor necesaria para las centrales de ciclo combinado de alta eficiencia, así como el uso de ener

Aspectos medioambientales

La cogeneración es una tecnología clave para el district heating. Prácticamente duplica la eficiencia del combustible y, al mismo tiempo, reduce la necesidad de fuentes de calor adicionales. Reduce el impacto climático y medioambiental y aumenta la eficiencia energética. Aspectos medioambientales Siempre que se instala una calefacción de distrito o de comunidad, el medio ambiente circundante se beneficia. Una sola planta de grandes dimensiones produce una mejor combustión y emi[1]siones más limpias que muchas plantas pequeñas. El district heating permite el aprovechamiento del calor residual pro[1]veniente de industrias y residuos tanto domésticos como industriales; energía que, de otra manera, se perdería. El district heating a pequeña o gran escala permite el uso de combustibles locales y el cambio entre diferentes fuentes de calor, lo que convierte a las fuentes de energía renovables en una alternativa muy atractiva.